Boko Haram e ISWAP: dos caras de la misma moneda

Documento OIET 13/2020

Marta Summers y Javier Yagüe

INFOGRAFIA

Boko Haram e ISWAP: dos caras de la misma moneda (PDF- 2.01MB)

 

ABSTRACT

Boko Haram, y su escisión ISWAP, son dos de los grupos terroristas de ideología salafí-yihadista más importantes de África, así como de la escena internacional.

En este documento trataran de establecerse cuáles fueron los motivos que provocaron su surgimiento, aquellos aspectos que han motivado su relativo éxito dentro del panorama terrorista, así como también la situación actual de ambos grupos y cuál puede ser su futura evolución en su zona de actuación y en el aspecto yihadista global.

Boko Haram, and his spin-off ISWAP, are two of the most important Salafi-jihadist ideology terrorist groups in Africa, as well as on the international scene.

In this document we will try to establish what were the reasons that caused their emergence, those aspects that motivated their relative success within the terrorist scene, as well as the current situation of both groups and which could be their future evolution in their acting zone and in the global jihadist aspect.

Palabras clave: Boko Haram, ISWAP, terrorismo, yihadismo, Estado Islámico.

  1. NIGERIA ANTES DE BOKO HARAM (1970-2002)

Para tratar de comprender la existencia de grupos de carácter salafista-yihadista en la actual Nigeria como pueden ser Boko Haram, ISWAP, o Ansaru, hay que revisar los antecedentes de las corrientes y movimientos musulmanes y/o de corte islamista que han existido en Nigeria en las últimas décadas, la influencia y presencia que estas han tenido en la sociedad nigeriana, y las condiciones y eventos políticos y sociales que han sucedido para la aparición de estos grupos.

Uno de los detonantes de los movimientos islamistas en Nigeria fue la revolución promovida por el Ayatollah Khomeini en Irán en 1979. Este suceso sirvió de inspiración a Ibrahim al-Zakzaky para establecer el IMN (Islamic Movement of Nigeria) ese mismo año, ya que, inspirado por lo ocurrido en Irán, al-Zakzaky fundó este movimiento de corriente chiíta, cuyos principales objetivos eran, y son, el establecimiento de un estado (republica) islámico en Nigeria, y un rechazo de la autoridad del gobierno nigeriano, a los que consideran corruptos e infieles. Los Hermanos Musulmanes son considerados el germen inicial del grupo, y tanto Hasan al-Bana como Sayyid Qutb, dos de las principales figuras de esa organización, también han influido con sus escritos e ideas en el IMN.

Aunque el IMN ha sido un movimiento centrado en el estudio y la búsqueda de la iluminación intelectual, también se encontraba entre sus postulados la persecución de la educación de carácter occidental. El movimiento alcanzo pronto gran popularidad y contó con una gran adhesión entre los nigerianos chiitas, convirtiéndose en el principal grupo de la comunidad Shi´a (los números de la comunidad Shi’a en Nigeria son difíciles de estimar, siendo estimados según diferentes fuentes entre un 5 y un 17% de la población total musulmana en Nigeria[1]) de todo Nigeria, y de todo África. Su fortaleza en Nigeria es gracias también, en parte, a su estructura organizativa, ya que cuenta con diez ramas[2] bien diferenciadas, cada una encargada de unas tareas y objetivos, e independientes unas de otras, lo que le ha permitido disponer de presencia bien asentada en la mayoría de los treinta y seis estados que componen Nigeria. Esta presencia permitió que el IMN se considerase a sí mismo como un estado, y gestionar y dirigir sus propias escuelas u hospitales en estados del norte, convirtiéndose así en una alternativa al gobierno oficial para muchos nigerianos, en muchos aspectos.

En 2019, el grupo fue prohibido por el gobierno del presidente Buhari[3] (presidente desde el 2015, y controvertida figura de la historia reciente nigeriana), alegando que había sido tomado por extremistas y estaban llevando a cabo acciones terroristas, lo que acabo derivando en diversas protestas violentas por parte del grupo, que exigían la liberación de su líder al-Zakzaky, que permanece detenido desde 2015 tras la masacre de Zaria[4], pese a existir una orden de liberación desde 2016[5].

Coetáneamente al IMN y la corriente chiíta, en Nigeria fue creada la conocida como Sociedad Izala (Jama´at Izalat al-Bid´a wa-Iqamat al-Sunna, Organización para la Eliminación de la Innovación y el Restablecimiento de la Sunnah), grupo salafista también conocido como Yan Izala, que nació en 1978 con el objetivo de oponerse a las corrientes sufistas y a la innovación (Bid´ah) que estas representaban, así como también a la comunidad chií. La Yan Izala ha contado con la esponsorización del gobierno de Arabia Saudí, y de la Muslim World League (“ONG” fundada en 1962 por el gobierno saudí que busca promover su visión del islam), y en su ideario se encuentras como principales obras de referencia las de Muhammad Ibn Abd al-Wahhab, fundador del wahabismo[6].

La Yan Izala fue fundada por Ismailia Idris, aunque su figura fue rápidamente eclipsada por Abubakar Gumi, que para muchos es considerado, dada su influencia en el grupo, como el verdadero “padre” de la organización. En sus orígenes, la organización tuvo que imponerse a sus principales enemigos, los movimientos sufíes Qadiriyya y Tijaniyya, que, como principales “proselitizadores” del islam en Nigeria, eran dominantes. Para ello, comenzaron a hacerse con gran número de mezquitas, en ocasiones de manera violenta, de forma que pudiesen diseminar su mensaje, en sustitución del sufí.

Existen dos facciones del grupo, una en Jos, y la otra en Kaduna, considerándose ambas a sí mismas como la original.

El objetivo de Izala puede entenderse claramente si uno analiza los documentos constitutivos de estas facciones, así, por ejemplo, en el correspondiente a la facción Kaduna, datado en 1995, y titulado Nizam al-Daʿwa al-Salafiyya[7] (Sistema para la Predicación Salafista) se refleja el siguiente slogan del grupo al-Tasfiya wa’l-Tarbiya, que puede traducirse como “purificación y educación”, ya da pistas sobre sus objetivos, que no serán otros que invitar a los musulmanes a volver al camino de los al-Salaf al-Salih, los piadosos antepasados, a través del al-´aqīda al-saḥiḥa, el camino correcto (que coincide además con el título de la principal obra de Abubakar Gumi).

En la primera parte del documento, se hace referencia a la situación de los musulmanes como fuera de la auténtica fe, siendo Izala la encargada de llevarlos de vuelta; se hace referencia a su papel como parte y encargada de la da´wa (predicación), indicando que no se trata de una organización política secreta; la organización también intenta evitar cualquier tipo de diferencias étnicas, tribales o provinciales, centrándose en el principio del tawhid, tanto dentro como fuera de Nigeria; y por último, indica que no sigue a ninguna escuela (madhhab) ni corriente de jurisprudencia (fiqh) concreta, más allá de ser temerosos de Allah.

La segunda parte, se centra en los objetivos de la organización, que quedan resumidos en diez puntos:

  1. Un retorno al Corán como guía según los al-Salaf al-Salih, en cuanto a la fe, y el resto de aspectos humanos.
  2. Enseñar a los musulmanes que esta es la correcta interpretación de la religión, invitándoles a seguir estas reglas.
  3. Advertir a los musulmanes contra el politeísmo (shirk), la innovación (bid´ah), y las nuevas ideas de ateos y comunistas.
  4. Unificar a los musulmanes bajo la misma fe y el mismo camino para establecer una comunidad musulmana (umma) organizada bajo una misma bandera y un mismo imán.
  5. Purificar a la umma del politeísmo, las innovaciones, los mitos, etc. de manera que se establezca una base en la que educar.
  6. Establecer que el buen musulmán es aquel que renuncia al politeísmo (shirk), el fundamentalismo y la creencia en los mitos.
  7. Liberar al mundo musulmán de sus enemigos que destruyeron la unidad de los musulmanes.
  8. Advertir a los musulmanes contra el sectarismo.
  9. Al-Tasfiya wa‘l-Tarbiya, el slogan del grupo, purificación/limpieza y educación.
  10. Intentar establecer una sociedad islámica y practicar el gobierno de Allah en la tierra.

En la tercera parte, se definen los medios y herramientas para conseguir estos objetivos, siendo estas principalmente: el establecimiento de escuelas coránicas y un instituto para predicadores; la creación de un centro cultural islámico; la organización de talleres educativos en todo el país; fundar una escuela para mujeres musulmanas; ayudar a huérfanos y personas débiles; ayudar a los recién convertidos; y otorgar becas a personas necesitadas.

Como puede observarse, la educación, y todo lo relacionado con ella, son claves en el desarrollo del movimiento Izala (como lo es en muchos otros grupos de carácter salafista a lo largo de la historia).

En la cuarta y última parte, se explica la estructura organizativa del grupo, que, al igual que su contrapartida chiíta del IMN, está muy bien definida, contando con varios órganos constitutivos, consultivos, y distintas secciones independientes encargadas de tareas tales como las finanzas del grupo, o la organización de talleres educativos.

Además de los distintos grupos de carácter integrista mencionados hasta ahora, otro aspecto importante en el ulterior surgimiento de grupos como Boko Haram, o Ansaru, se encuentra en la politización de la Shari´ah, ya desde finales de los años setenta, y que desembocaría en diferentes polarizaciones de la sociedad nigeriana, tanto entre los musulmanes, como entre musulmanes y cristianos.

Durante el periodo de 1980 a 1999, se sucedieron distintos gobiernos democráticos  y militares, que, llevarían al establecimiento de nuevo del orden democrático con la cuarta república en 1999, que sería un periodo caracterizado por una gran inestabilidad, criminalidad y desordenes, y donde el aparato de seguridad policial y militar, carente de fondos y capacidades desde el gobierno militar, se mostraría totalmente superado, permitiendo que surgiesen grupos de “vigilantes”, de uno y otro bando, como por ejemplo los OPC en el suroeste, o los Bakassi Boys en el sureste, así como distintos cuerpos de hisbah[8] en el norte de Nigeria.

A esto, se sumarian distintos conflictos de carácter étnico o tribal a lo largo de todo el país, lo que motivaría un uso abusivo del ejército para acabar con estos levantamientos y disputas, violando habitualmente los derechos humanos, y generando el clima caótico perfecto para el posterior surgimiento, como así ocurriría, de Boko Haram.

Figura 1. Miembros de la Junta de Hisbah del estado de Kano, Nigeria, en una de sus patrullas. Imagen: Nigel Dickinson.

Figura 1. Miembros de la Junta de Hisbah del estado de Kano, Nigeria, en una de sus patrullas. Imagen: Nigel Dickinson.

La incapacidad manifiesta del gobierno de Obasanjo[9], también generó descontento entre la juventud, que vio incumplidas las expectativas de desarrollo y trabajo que prometió la democracia, haciendo que parte de ellos derivasen hacia corrientes más extremistas que les ofrecían otras alternativas.

A todo esto, se sumó la adopción de la Shari´ah[10] como el código penal a aplicar en el estado de Zamfara, inicialmente, movimiento que fue seguido, con mayor o menor acierto, por otros estados como Sokoto, Kano, Gombe, Jigawa, o Kaduna[11].

Este hecho, que inicialmente se planteó como un acto de oposición al gobierno, posicionado claramente en contra de los privilegios de los estados norteños, derivo en una ventana de oportunidad para la radicalización de la sociedad, especialmente entre los jóvenes descontentos, que vieron en ello su oportunidad para el establecimiento de un estado islámico, rememorando románticamente aquellos tiempos de jihad llevados a cabo siglos atrás por Uthman Ibn Fudi[12] (Usman dan Fodio), cuando fundó el califato de Sokoto[13], que derivaría en el protectorado del norte de Nigeria.

Figura 2. El califato de Sokoto en su momento de máximo esplendor.

Figura 2. El califato de Sokoto en su momento de máximo esplendor.

La frustración de la juventud, sumada a la pobreza reinante, consideradas ambas responsabilidades del gobierno democrático, pro-occidental, así como la globalización, inherente a la apertura del gobierno hacia intereses occidentales, hicieron que la Shari´ah fuese vista como la alternativa a la corrupción e inoperancia gubernamentales, y esto acabaría siendo el germen de Boko Haram, ya que, su fundador, Muhammad Yusuf, fue durante este periodo el representante del estado de Borno en el Consejo Supremo de la Shari´ah de Nigeria.

  1. PRIMEROS AÑOS: SALAFISMO SILENCIOSO (2002-2009)

Para tratar de explicar, y comprender, a Boko Haram en sus primeros años, se hace necesario, sino imprescindible, hablar del que fue su fundador, Muhammad Yusuf, y del papel que jugó en la escena integrista en Nigeria.

Si bien la fecha de creación de Boko Haram no está del todo clara, ni existe consenso al respecto, puede determinarse con más o menos exactitud que surge a mediados de los años 90, aunque será a partir de la escisión que se produce en 2002 en Yan Izala, y que liderará Yusuf cuando Boko Haram se puede considerar como un grupo independiente como tal.

Durante estos primeros años, el grupo será también conocido como Jama’at Hijra Wa Takfir (Grupo para la Hégira y excomunión)[14], o los Talibán Nigerianos, por su objetivo de implantar la Shari´ah en todo Nigeria y fundar un nuevo Estado Islámico en el norte del país.

Muhammad Yusuf, que acabarásiendo el líder de esta nueva facción[15], es un personaje que conecta rápidamente con distintos individuos de la escena salafí nigeriana, dedicándose fundamentalmente a utilizar su buena predisposición como orador y comunicador, para transmitir sus ideas.

Sin contar con una formación secular, el origen de sus creencias bebe de varias fuentes. Por un lado, la influencia de las ideas de Sayyid Qutb, en cuanto a su negación de cualquier tipo de bid´ah, y de forma de gobierno que no sea aquella regida por la Shari´ah. Por otro, figuras como Muhammad Nasiruddin al-Albani[16], o el mismo Abu Musa´b al-Zarqawi[17] causan un gran impacto en él, moldeando su proyecto. Siendo Yusuf un individuo inteligente, bien leído y formado, y con experiencias y conocimientos adquiridos durante los años que pasó en Arabia Saudí, es capaz de elaborar un discurso atrayente para una juventud desencantada con el gobierno y situación social de esos años en Nigeria, ya que mezcla, de forma realmente poco ortodoxa, las enseñanzas clásicas salafíes, junto con elementos de cultura general, interpretando la historia y presentando los datos de manera sesgada, siempre con el ánimo de atraer la atención de su público, lo que le hace ganar un gran número de seguidores, en relativamente poco tiempo, convirtiéndose en una de las dos insurgencias que tendrían presencia en Nigeria en esos años[18].

Durante estos primeros años, Boko Haram es un grupo que puede considerarse como salafista quietista, o silencioso, esto es, dedicado en exclusiva a la predicación, pero sin participar en acciones de carácter violento, más allá de meras protestas contra el gobierno o grupos opositores en contadas ocasiones. Sin embargo, a partir de 2008, se produce un giro en los discursos de Yusuf, pasando a tratar casi de manera exclusiva temas como la Jihad y la violencia como método de acción, siendo este punto de inflexión secundado por dos de sus principales secuaces, Abubakar Shekau y Mamman Mur. En sus videos y discursos, Yusuf trata de demostrar que la historia del islam en África se ha producido a través de la jihad, y que la situación en ese momento es una consecuencia directa del abandono de aquella, y el gobierno, contrario al islam y a la tradición, es el principal beneficiado por ello.

Su discurso puede resumirse en que todo aquello que no aparezca literalmente en el Corán o en la Sunnah, ha de ser considerado como bid´ah, y, por tanto, ha de ser perseguido y eliminado de la sociedad. Es este discurso, dedicado a la persecución de todo lo nuevo, innovador (bid´ah), el que dará nombre al grupo, al menos a nivel popular, como Boko Haram, que en el dialecto hausa significa, más o menos, “la educación occidental está prohibida”[19].

Oficialmente, el grupo es conocido como JASDJ, siglas de Jama´at Ahl al-Sunna´h li Da´Wa wa-l Jihad, Grupo Sunní para la Predicación y la Yihad.

Figura 3. Captura de vídeo de Muhammad Yussuf durante una de sus intervenciones.

Figura 3. Captura de vídeo de Muhammad Yussuf durante una de sus intervenciones.

  1. CRUZANDO LA LÍNEA (2009-2014)

Si bien el grupo hasta mediados de 2008 se había caracterizado, como se comentaba anteriormente, por practicar el salafismo quietista, retirándose de la sociedad, y formando pequeñas comunas en los estados de Borno y Yobe principalmente, el final del año 2008 supone una ruptura total con esta estrategia.

Aunque el grupo no había sido totalmente ajeno al uso de la violencia (eran conocidos también como la Yusuffiya, o los Talibán nigerianos), no es hasta el cambio en el discurso de Yusuf hacia la jihad que puede hacerse patente que el grupo evolucionara hacia algo mucho más peligroso.

A principios de año, el gobierno nigeriano puso en marcha la denominada Operación Flush, que teóricamente, estaba encargada de luchar contra el robo, así como asistir y potenciar otras actividades policiales básicas como el control de carreteras y el tráfico. Sin embargo, la población local vio este operativo como una excusa por parte de las fuerzas de seguridad para ampliar sus redes de extorsión y corrupción, ya que solicitaban “mordidas” a la población para por ejemplo poder circular libremente de una zona a otra. Operativos de Flush[20] podían ser vistos camuflados en los mítines de Yusuf, y tratando de posicionar a la población local contra él.

Este tipo de acontecimientos fueron enrareciendo el ambiente y el 11 de junio de 2009 se dio el detonante del levantamiento de Boko Haram contra el gobierno que, como suele ocurrir, fue algo banal. Miembros de Boko Haram que se dirigían a un entierro fueron apercibidos por las fuerzas de seguridad por no llevar casco mientras iban conduciendo sus motocicletas.

Esta circunstancia, regulada por ley, era considerada bid´ah por parte de Boko Haram, así que sus integrantes se opusieron a la detención, lo que acabó en un tiroteo en el que fueron heridos varios miembros del grupo.

El 12 de junio, Yusuf publica una carta[21] dirigida al gobierno nigeriano, que es toda una declaración de intenciones, ya que es titulada “Carta abierta al gobierno nigeriano de Declaración de Guerra”. A lo largo de esta misiva, Yusuf expone diversos hechos ocurridos contra integrantes de Boko Haram en distintos puntos de Nigeria, advirtiendo al gobierno que deponga su actitud, pues sino no lo hace, serán los culpables del caos que se desatará.

Además de este discurso, Yusuf aprovecho la circunstancia para, en una serie de mítines que pueden calificarse como incendiarios, alentar a sus seguidores a la jihad y a la guerra abierta contra el opresor gobierno nigeriano. Así, por ejemplo, el 19 de junio de 2009, Yusuf da un sermón en el que llama a sus acólitos a “aprovisionarse de armas de cualquier tipo y tamaño, para acometer la jihad”.

Todo esto llevara al conocido como levantamiento de Maiduguri, donde, en el periodo de aproximadamente un mes (26-29 julio de 2009) al menos 1000 integrantes de Boko Haram serán eliminados por fuerzas gubernamentales, el cuartel general de Boko Haram, el centro Ibn Taymiyya, será destruido, y Muhammad Yusuf será detenido.

Yusuf será ejecutado por las fuerzas de seguridad nigerianas de manera extrajudicial, y, aunque el gobierno nigeriano siempre negó esta versión, alegando que su muerte se produjo en un enfrentamiento armado entre él y la policía, existen pruebas al respecto, como el interrogatorio[22] que se le realizó una vez detenido en Maiduguri, y que, por su interés, se reproduce a continuación:

“Interrogador (I en adelante): Fuimos a tu casa ayer y vimos una gran cantidad de animales, jeringas y materiales para la fabricación de explosivos, ¿porque almacenabas este material?

Yusuf (Y en adelante): Como ya te he dicho, para protegerme…

I: ¿Para protegerte cómo? ¿No son las autoridades, las agencias gubernamentales y legales las encargadas de protegerte?

Y: Las autoridades y esas agencias son las mismas que luchan contra mí…

I: ¿Qué es lo que has hecho?

Y: No sé qué es lo que he hecho, solo estoy propagando mi religión, el islam.

I: Pero yo también soy musulmán….

Y: Desconozco por qué rechazas aceptar mi islam.

I: ¿Por qué dices que Boko es haram?

Y: Por supuesto, es haram.

I: ¿Por qué dices eso?

Y: Las razones son muchas….

I: Los pantalones que viste….

Y: …son de puro algodón, y el algodón pertenece a Allah.

I: Pero Allah dice en el Corán “lee”, que la gente debe buscar el conocimiento….

Y: Eso es correcto, pero no el tipo de conocimiento que contraviene las enseñanzas del islam. Todo conocimiento que contradice el islam está prohibido por el Todopoderoso… sihiri (magia y brujería) es conocimiento, pero Allah la prohibió. Shirk (politeísmo) es conocimiento, pero Allah lo prohibió, la astronomía es conocimiento, pero Allah la prohibió…

I: En tu casa encontramos computadoras, jeringas, ¿acaso no son todos ellos productos de conocimiento?

Y: Son simplemente cosas tecnológicas, no Boko… y la occidentalización es diferente.

I: ¿Cómo es posible que tú estés comiendo buena comida, mírate, pareces sano, conduciendo buenos coches, vistiendo buenas ropas, mientras estas obligando a tus seguidores a vender todas sus posesiones y vivir prácticamente de dátiles y agua?

Y: Eso no es verdad. Todo el mundo vive de acuerdo a sus posibilidades. Incluso tú eres diferente. A cualquiera que veas conduciendo un buen coche es porque puede permitírselo, y a cualquiera que veas que lo desea, quiere decir que esa persona no tiene los medios para conseguirlo.

I: ¿Por qué abandonaste la mezquita y el complejo?

Y: Porque llegasteis allí y abristeis fuego…

I: ¿Pero enviaste allí a tu gente a morir en el tiroteo?

Y: No, mi gente había abandonado el lugar.

I: ¿Qué hay entonces de aquellos que vinieron a luchar por ti… de dónde has sacado los seguidores?

Y: Vosotros los ahuyentasteis a todos.

I: Además de los de Maiduguri….

Y: Había algunos en Bauchi, pero la policía los ahuyentó incluso antes, había algunos en Gombe, pero la policía fue a sus casas y también los ahuyentó, había algunos en Yola, Adamawa, la policía los atacó, lo mismo que hizo con los de Jalingo, en el estado de Taraba. Fue después de que los ahuyentaseis y atacaseis en esos lugares que ellos vinieron a Maiduguri.

I: ¿Qué le ha ocurrido a tu mano?

Y: Me caí.

I: En esta ciudad (Maiduguri), ¿Cuántas zonas dominas?

Y: Nuestro cuartel general está justo aquí.

I: ¿Qué hay acerca de otras ramas?

Y: Tenemos en Gwange, Bulunkutu…

I: Donde el otro día se produjo la incautación de armas, ¿verdad?

Y: (Risas) ¿armas interceptadas?

I: ¿Qué hay acerca de tu segundo al mando… porque ellos dicen que tú tienes soldados, policías, etc.?

Y: Eso no es cierto.

I: ¿Pero acaso no tienes un segundo al mando, que actúa en tu ausencia?

Y: Lo tengo….

I: ¿Cuál es su nombre?

Y: Mallam Abubakar Shekau

I: ¿Dónde está ahora?

Y: No lo sé….

I: ¿Quiénes escaparon contigo?

Y: Yo no escapé con nadie.

I: ¿Quiénes son tus patrocinadores, aquí en Nigeria o en el extranjero?

Y: Nadie.

I: No, dinos la verdad…

Y: Insha Allah, no te mentiré…

I: ¿Tienes una granja cerca de Benishek?

Y: Sí.

I: Nos has hecho matar a gente inocente, ¿Qué tienes que decir al respecto?

Y: Vosotros sois los responsables de esas muertes.

I: ¿Qué hay acerca de aquellos muertos entre tus seguidores?

Y: Aquellos asesinados entre mis seguidores, los que los hayan matado serán aquellos que hayan cometido el crimen.

I: ¿De dónde eres originario?

Y: Provengo del estado de Yobe.

I: ¿De qué parte del estado de Yobe?

Y: De Jakusko.

I: ¿Qué hay acerca de tu padre?

Y: También es de Jakusko.

I: ¿Y tu madre?

Y: Ella es de Gashua.

I: ¿Has viajado alguna vez al extranjero?

Y: Solo para la hégira (hajj, peregrinación a la Meca).

I: ¿En qué año fue eso?

Y: 2003 y 2004.”

Muhammad Yusuf sería asesinado después de este interrogatorio en algún momento del día 30 de julio de 2009. La muerte de Yusuf supondría un punto de inflexión en Boko Haram, pues el grupo pasaría de ser liderado por un intelectual como Yusuf, a estar bajo el mando de un estratega militar como Shekau, convirtiéndose entonces en un grupo salafí-yihadista, que utilizaría el terrorismo como su principal táctica de combate para alcanzar sus objetivos.

Tras el levantamiento de 2009, y la represión llevada a cabo por el gobierno contra el grupo, este desaparece de escena, no volviendo a saberse de él hasta prácticamente septiembre de 2010, cuando reaparece de modo espectacular al liberar a 700 prisioneros de una prisión de Bauchi, utilizando tácticas de carácter militar que sobrepasan a las fuerzas de seguridad existentes en el área.

Si bien Shekau pasará a convertirse en uno de los miembros de la escena yihadista a nivel mundial más reconocidos a nivel internacional, sus orígenes y papel en Boko Haram en los primeros años fueron bastante discretos. De etnia kanuri, es originario de la aldea de Shekau, en la región de Tarnuwa, en el estado de Yobe. Se trasladó a Maiduguri a principios de los años noventa del pasado siglo, asentándose en el área de Mafoni, y estudiaría en el Colegio de Estudios Islámicos y Legales del Estado de Borno, donde conocería a Mamman Nur, que sería quien posteriormente le presentaría a Muhammad Yusuf, posiblemente a finales de esa misma década. De las tres figuras de Boko Haram aquí mencionadas, es Shekau quien era el más radical de los tres en sus planteamientos, habiendo valorado siempre la vía violenta y la jihad como la mejor opción para alcanzar los objetivos del grupo de manera más efectiva.

En un video que fue publicado en la primavera de 2009[23], llamado “Hadhihi ´Aqidatuna” (“Este es nuestro Credo”), Shekau explica al público cuál es el aqidah[24] del grupo, resumiéndose el mismo en los siguientes conceptos:

  • La Shari´ah como única ley válida, como única forma de gobierno permitida.
  • Tawhid
  • El Corán y la Sunnah son las únicas guías válidas para un buen musulmán.
  • Renuncia absoluta a la bid´ah.
  • El islam sufre actualmente tres enfermedades: la democracia y la constitución (Taghut[25]), el shirk (politeísmo, apostasía), y los munafiqum (hipócritas, falsos musulmanes). Para todas ellas, la única cura es el Tawhid.

La conversión de Boko Haram en un grupo terrorista puede observarse en los métodos y tácticas adoptados a partir del 2010, donde comienzan a utilizarse ataques con IEDs[26] contra soft targets[27], así como acciones de baja intensidad contra elementos de las fuerzas gubernamentales, especialmente en puestos de control policiales aislados. Así, pueden distinguirse varias fases en cuanto a las TTPs[28] empleadas, y en cuanto a la metodología para llevarlas a cabo.

Durante los años 2002 al 2009, los ataques llevados a cabo por el grupo son de bajo nivel y con un uso escaso de elementos tecnológicos, limitándose a pequeñas escaramuzas y altercados con armas de fuego, en algunas ocasiones. Este mismo bajo uso de tecnología se mantendrá durante el periodo 2010-2011, si bien aumenta la intensidad de los ataques cometidos. En 2011, se produce una macabra novedad en cuanto a la tipología de las acciones, pues será en este año en el cuál Boko Haram utilice por primera vez los ataques suicidas.

Es también a lo largo de este año cuando Boko Haram comienza a realizar ataques e incursiones fuera de su zona clásica de actuación, el norte de Nigeria, desplazándose a otros lugares para cometer sus acciones. Las acciones del grupo, especialmente después del ataque llevado a cabo contra la sede de la ONU en Abuja en agosto de 2011, comienzan a tener repercusión en el extranjero, y se comienza a hablar del grupo a nivel internacional. Sería a raíz, en parte, de este tipo de ataques contra objetivos occidentales, que el gobierno nigeriano aprobaría la ley antiterrorista de 2011.

A lo largo de los años 2012 y 2013, se produce un retorno a los métodos low-tech, en parte motivados por las operaciones militares que hacen replegarse al grupo a sus tres estados del norte (Borno, Yobe, Adamawa), pero sin embargo comienzan a ser frecuentes los secuestros llevados a cabo por el grupo, especialmente en Camerún, secuestros que acabarán, desgraciadamente, convirtiéndose en una de las señas de identidad de Boko Haram. A modo de ejemplo, en el año 2013, se pasa de 89, a 1298. Solo en el año 2014, más de 2000 mujeres y niñas serán secuestradas, entre ellas las 276 que lo fueron en un orfanato en Chibok, operación que acabaría de poner a Boko Haram en la escena internacional, y que provocaría la condena y persecución del grupo a varios niveles.

Figura 4. Captura de vídeo de Abubakar Shekau en una de sus intervenciones como líder de Boko Haram.

Figura 4. Captura de vídeo de Abubakar Shekau en una de sus intervenciones como líder de Boko Haram.

El crecimiento de la intensidad y frecuencia de las acciones de Boko Haram, hacen que sea aplicada la ley antiterrorista de 2011, siendo Boko Haram el primer grupo que sería señalado como objetivo prioritario por la misma en junio de 2013. Nigeria consigue que tanto Reino Unido (en julio de 2013), como Estados Unidos (en noviembre del mismo año), declaren como organización terrorista a Boko Haram, incluyendo al grupo en sus listas de objetivos. La brutalidad demostrada por el grupo, y especialmente el secuestro de Chibok, harían que tanto la Unión Europea como Australia también declarasen grupo terrorista a Boko Haram en 2014. Este periodo también marca el establecimiento de relaciones de uno y otro tipo con otros grupos yihadistas que actúan en la zona, y que los grandes grupos yihadistas a nivel global, comiencen a poner sus ojos en Boko Haram.

Volviendo a las tácticas y técnicas empleadas, la llegada al poder del presidente Buhari trae consigo un incremento de los ataques de carácter suicida, algunos de ellos llevados a cabo mediante detonación remota, especialmente de mujeres[29] y niñas, engañadas o drogadas para llevar la carga explosiva encima, y muchas veces sin saber a qué horrible destino se dirigían.

En cuanto al incremento en el número de secuestros, hay que tener en consideración que los mismos son un tipo de ataque con alta efectividad, en varios niveles. Por un lado, se logra causar un auténtico impacto en la población civil, ya que cualquiera puede ser secuestrado, lo que genera pánico en la población. Por otro, se consiguen escudos humanos ante eventuales operaciones de “castigo” por parte del ejército y de las fuerzas policiales. Además, se consigue “mano de obra” que, en algunos casos, se convertirá a los ideales del grupo actuando como espías, combatientes, e incluso suicidas (algunos de manera forzada, como se comentaba anteriormente). También, se busca con estos secuestros el conseguir esposas y esclavas sexuales para los combatientes, así como una futura fuerza de niños soldado. Todo esto sin desestimar el pago de rescates, que será una de las principales fuentes de ingresos del grupo.

Estos métodos, sumados a tácticas de guerrilla tales como emboscadas, la aplicación de tácticas de guerra no convencional y asimétricas, así como campañas de asesinatos selectivos contra opositores y colaboradores del gobierno, convierten a Boko Haram en uno de los grupos más letales del mundo, alcanzando el triste honor de ser el grupo más mortífero del mundo en 2014, cuando asesino a 6644 personas, el 77% de ellas, civiles[30].

Figura 5. Atentados cometidos por Boko Haram 2009-18. Fuente: Global Terrorism Index.

Figura 5. Atentados cometidos por Boko Haram 2009-2018. Fuente: Global Terrorism Index.

  1. LOS DOS ESTADOS ISLAMICOS (2014-2015)

Los años 2014 y 2015 marcan un nuevo rumbo en el devenir de Boko Haram, pues se producen una serie de importantes acontecimientos que serán los que acaben posicionando al grupo en lo que es a día de hoy.

Por un lado, el ejército nigeriano entra en crisis, lo que hace que se sucedan tanto en la cúpula militar, como en diversos destacamentos y acuartelamientos, distintos motines y sublevaciones, que acaban deteriorando aún más de lo que ya lo estaban la imagen y capacidades de las fuerzas militares nigerianas.

Obviamente, esta circunstancia será aprovechada enormemente por Boko Haram, logrando tanto armamento como hombres, así como acceso a ciertos territorios que han quedado desatendidos por parte del ejército.

Es también en este momento cuando se hace obvio que son necesarias a nivel interno las alianzas con otros grupos tribales aparte del kanuri, representado por Shekau, si se quiere alcanzar el objetivo perseguido por la organización yihadista, ya que los kanuri solo representan un 4% del total de la población nigeriana y nunca serán totalmente admitidos en ciertas zonas. Es por esto que tanto las etnias hausa, como los fulani, encuentran cabida en el grupo, aparte de por compartir la ideología defendida por Boko Haram. Ya en el califato de Sokoto estas alianzas fueron necesarias, y nada ha cambiado en ese sentido desde entonces. Sin embargo, esto nunca acabaría por materializarse del todo en Boko Haram, pues las élites musulmanas dominantes en los estados del Norte nunca vieron con buenos ojos la pérdida de privilegios que supondría forjar o mantener cualquier tipo de alianza con un grupo terrorista, o con un líder tan histriónico como Shekau.

Envalentonado por su poderío, y dada la ineficiencia del ejército y el gobierno para poner coto al crecimiento y dominio territorial del grupo, así como el creciente número de victorias en batalla, Shekau, el 23 de agosto de 2014, declara que las zonas de Nigeria bajo control del grupo constituyen un califato islámico. No está claro si con esta acción Shekau buscaba establecer un califato independiente en Nigeria, o vincularlo al recientemente declarado Califato Islámico en Siria e Irak por parte de Abu Bakr al-Baghdadi un par de meses antes.

Su declaración refleja frases como esta: “…Pueblo! Aquí estoy yo, Abubakar Muhammad bin Muhammad, Abubakar al-Shekawi, el imam de JASDJ, en la tierra llamada Nigeria. Nosotros no tenemos ningún negocio con el nombre “Nigeria”. Solo usamos el nombre “Nigeria” porque es el nombre al que estáis acostumbrados. Esta tierra es un califato islámico. Nosotros no tenemos nada que ver con Nigeria. En esta nuestra tierra, gobernamos con el libro de Allah y con la Sunnah del Profeta…”.

El comunicado de Shekau incluye también en su parte final un discurso del que fuera entonces portavoz oficial de Daesh, Abu Muhammad al-Adnani, lo que puede verse como un “guiño” hacia el recientemente declarado Estado Islámico.

Durante un período de unos nueve meses, desde julio de 2014 a agosto de 2015, Boko Haram fue capaz de tener absoluto control territorial sobre una gran cantidad de territorio, declarar un califato islámico como forma de gobierno oficial sobre estas áreas de población, y administrar los recursos y población de las mismas.

Hechos como estos, sumados a la cada vez mayor presencia en medios y foros internacionales debido al ruido e impacto de sus acciones, hacen que Boko Haram pase a ser objeto de deseo de los grandes grupos yihadistas, que ven en el grupo un posible baluarte hacia su expansión territorial en otras zonas del planeta, considerando África como un teatro operacional interesante por diversos motivos (población joven, tradición islámica, gobiernos débiles, grandes extensiones sin control, etc.). Si bien al-Qaeda ya cuenta con grupos afines y franquicias potentes en el continente africano, no es así en el caso de Daesh, cuya presencia es meramente testimonial en África occidental y prácticamente nula en la parte oriental.

Es por tanto que, cuando el 7 de marzo de 2015, Abubakar Shekau decide prestar juramento de fidelidad (bay´ah) a Abu Bakr al-Baghdadi, Daesh no tardará en aprovechar el mismo para dar la bienvenida al grupo como una de sus nuevas provincias, la wilayah Gharb Afriqiyyah[31].

Figura 6. Captura de pantalla de la bay´ah realizada por Abubakar Shekau a Abu Bakr al-Baghdadi el 7 de marzo de 2015.

Figura 6. Captura de pantalla de la bay´ah realizada por Abubakar Shekau a Abu Bakr al-Baghdadi el 7 de marzo de 2015.

En comparación con las bay´ah de otros grupos, la de Shekau es breve y concisa, y presenta una serie de puntos como justificaciones, que pueden resumirse en los siguientes:

  • La necesidad de prestar obediencia a un Califa, bajo el riesgo de morir en la jahiliyya[32] si no se hace.
  • El interés común de todos los musulmanes en ser regidos por un Califa que gobierna bajo las leyes de Allah, y combate a los enemigos del islam y de las leyes del islam.
  • La consideración de que la cura para la desunión que acosa al islam es la unidad que supone el Califato, y su defensa del Tawhid.

El Juramento será admitido rápidamente por parte de la cúpula de Daesh mediante la publicación de un audio de al-Adnani solo cinco días después, congratulándose y aceptando la bay´ah, y la importancia que supone la misma será reflejada mediante la publicación de un texto en Dabiq[33] por parte también de al-Adnani, agradeciendo y dando la bienvenida a Boko Haram a la “caravana” del Califato. Es en este momento cuando el grupo, de marcado carácter regional, e incluso local, pasa a convertirse, al menos sobre el papel, en uno de los más importantes franquiciados de Daesh a nivel global, aunque está será una situación que no se prolongará mucho en el tiempo, pues las diferencias de criterio, tanto ideológicas como tácticas, con Shekau por parte de la cúpula de Daesh, comienzan a hacerse patentes bien temprano, lo que motivará que Shekau sea apartado de la dirección del grupo, produciéndose su escisión en dos facciones claramente diferenciadas: Boko Haram e ISWAP.

  1. AL EXTREMO DE LO EXTREMO (2015-2016)

Dada la fuerte expansión del grupo en Nigeria y su avance hacia los países colindantes –en 2015 se registraron ataques en Níger y Chad—, los estados ribereños del Lago Chad, a los que también se une Benín, crean la llamada Fuerza Multinacional Conjunta (MNJTF, por sus siglas en inglés). Las operaciones que desplegaron en territorio nigeriano lograron minimizar las zonas controladas por los terroristas, sometiendo al grupo a fuertes tensiones.

Como se indicaba anteriormente, es en 2015 cuando el ya denominado ISWAP comienza a experimentar problemas en el seno del grupo: Mamman Nur y Abu Musab al-Barnawi acusaban a Shekau de aplicar una violencia innecesaria contra población civil musulmana y a la utilización del takfirismo.

Finalmente, en junio de 2016 Daesh decide apartar a Shekau, nombrando a Abu Musab al-Barnawi[34] nuevo emir del grupo, por lo que Shekau, que se negó a pasar a las órdenes de al-Barnawi, reutilizó el antiguo nombre, Boko Haram, para denominar a su propia facción, que permaneció en la zona de Sambisa. Por el contrario, al-Barnawi y sus seguidores se dirigieron hacia el norte, al Lago Chad, donde reunieron apoyos y comenzaron a rearmarse. El nombramiento oficial se refleja mediante un comunicado en el primer número de agosto de la publicación impresa quincenal de Daesh, al-Naba.

Sin embargo, un pequeño grupo establecido al oeste del lago permaneció fiel a Shekau. Liderado por el comandante Mallam Bakura, ha venido adquiriendo desde entonces mayor capacidad operativa, llegando a perpetrar ataques de gran envergadura recientemente, como se detallará posteriormente.

Tras la escisión del grupo, se produce una clara diferenciación entre el modus operandi y la victimología de ambas facciones.

Por un lado, el Boko Haram de Shekau continuó sembrando el terror entre la población civil como ya lo hacían desde 2011, atacándola de manera continua. Son frecuentes los saqueos de pequeñas aldeas, en las que secuestran a mujeres –que pasan a convertirse en esclavas de trabajo o sexuales— y a niños, a los que entrenan para combatir junto a ellos. Durante estos últimos años han vuelto a ser frecuentes los ataques contra núcleos de población civil perpetrados por terroristas suicidas, y no hay que olvidar que el 70% de las víctimas totales de los ataques de Boko Haram han sido civiles.

Por otro, los ataques del grupo de al-Barnawi, ISWAP, se centran en objetivos militares y fuerzas de seguridad. Aunque sí atentan contra civiles que colaboran con las autoridades, normalmente intentan evitar dañar a la población, entre la que buscan apoyo. Este tipo de ataques les permite un suministro continuo de armamento y material, que roban de las instalaciones o vehículos asediados, aumentando así sus capacidades operativas.

En el caso de la facción de al-Barnawi, llama la atención la fuerte organización “pseudo-estatal” que el grupo ha creado en la cuenca del Lago Chad. Esta región carece de los servicios esenciales prestados por el Estado en otras ciudades, por lo que el sentimiento de marginación y descontento hacia el gobierno está muy generalizado. La población está falta de sanidad, educación, agua potable, seguridad, ayudas para la agricultura y ganadería, entre otros muchos servicios básicos. Los grupos terroristas, que han identificado esta problemática social, conquistan estas zonas con cierta facilidad, ya que proporcionan la oportunidad de reactivar la economía local, llegando incluso a atraer a población de ciudades cercanas en las que carecen de opciones. De esta manera, ambas partes ganan: la población puede vivir en mejores condiciones, y ellos se lucran de comerciar con las materias primas producidas y los impuestos que los ciudadanos pagan por utilizar los servicios. Esta estrategia es tan importante como las operaciones en el terreno, ya que así aseguran la viabilidad económica del grupo.

Otro factor adicional de éxito de la estrategia del grupo en el Lago Chad es la resolución que han dado a los problemas para comerciar la pesca obtenida del lago, ya que el gobierno bloqueó las carreteras que llevan a Maiduguri, impidiendo por tanto la venta de pescado en los mercados locales. Así las cosas, el grupo ha creado rutas alternativas a través de los países vecinos para que la mercancía llegue a los mercados de Maiduguri desde puntos permitidos por las autoridades[35].
Pero estas estructuras no solo proporcionan beneficios económicos, sino que generan respaldo por parte de la sociedad civil, cuyas condiciones de vida se ven notablemente mejoradas desde la llegada del grupo a sus ciudades. Así, se aprovechan de jóvenes sin futuro, a los que convencen de las malas intenciones del gobierno hacia sus pueblos y etnias, presentándose como la alternativa y ofreciéndoles una causa en la que luchar contra la marginación que sufren a cambio un salario.

Figura 7. Acciones violentas relacionadas con Boko Haram e ISWAP, 2016-19. ACLED Data.

Figura 7. Acciones violentas relacionadas con Boko Haram e ISWAP, 2016-19. Fuente: ACLED Data.

  1. DOS CARAS DE LA MISMA MONEDA (2016-2020)

Actualmente y a rasgos generales, el reparto territorial que se produjo tras la división del grupo se mantiene, como se puede apreciar en la figura 6.

La actividad de ISWAP predomina en el norte, más cerca del Lago Chad, abarcando por tanto no solo territorio nigeriano sino parte de Chad y Níger. En este último, el grupo ha desarrollado durante el último año una fuerte expansión a lo largo su frontera sur, llegando a perpetrar ataques de gran envergadura contra bases militares situadas en la llamada ‘triple frontera’ del país con Burkina Faso y Malí, donde opera el ISGS, grupo subordinado a ISWAP.

Por otro lado, el grupo de Shekau fortaleció su posición alrededor del bosque de Sambisa, que comienza en las inmediaciones de Maiduguri y se extiende hasta el norte de Camerún, donde en 2019 han aumentado notablemente sus acciones.

En cuanto al modus operandi descrito en el apartado anterior, las diferencias entre ambos se han visto reducidas durante los últimos meses, ya que se ha registrado un aumento de los ataques a objetivos gubernamentales y del ejército por parte de miembros de Boko Haram, como se detallará más adelante. Esto podría deberse a un cambio en la estrategia del grupo, que estaría decidido a recuperar parte del territorio perdido en el último lustro, y con este tipo de atentados consiguen, como ya hemos visto en el párrafo anterior, rearmarse y debilitar la presencia del ejército.

Según los datos recopilados por el Observatorio para el Anuario del terrorismo yihadista 2019, Nigeria volvió a ser el país más afectado por el terrorismo yihadista de la región, con 146 ataques que causaron más de 1.000 víctimas mortales civiles y militares. A nivel global, el país ocupa el tercer puesto, por detrás de Afganistán y de Irak.[36]

Boko Haram fue el grupo que más ataques perpetró en la región del Sahel, siendo responsable de más de un 40% de ellos. Por su parte, a ISWAP le correspondería el tercer lugar de la comparativa regional, con alrededor de un 20% aunque, tal y como detallábamos anteriormente, no todos ellos fueron cometidos en los alrededores del Lago Chad. A nivel mundial, ocupan la cuarta y quinta posición, respectivamente.

El primer cuatrimestre de 2020 muestra cifras similares a estas. A continuación, se detallan los ataques de envergadura perpetrados por ambos grupos en este período:

Boko Haram (facción de Shekau):

  • 6 de enero: ataque cometido mediante un dispositivo explosivo improvisado (IED, por sus siglas en inglés) contra la localidad de Gamboru Ngala, cerca de la frontera con Camerún, en el que murieron 35 civiles.
  • 23 de marzo: este ataque es el más mortífero nunca registrado contra el Ejército de Chad, perpetrado por el ya mencionado grupo de Bakura[37]. Cientos de atacantes a bordo de embarcaciones motorizadas irrumpieron en la base de la península de Bohoma, derrotando a la guarnición –que acababa de relevar al anterior destacamento y contaban, por tanto, con menor experiencia en el terreno— tras más de siete horas de combate. Más de 90 militares murieron. El gobierno respondió con una contundente operación militar denominada “Cólera de Boma” en territorios de Chad, Níger y Nigeria, que se extendió hasta principios de abril, en la que habrían neutralizado a gran cantidad de militantes terroristas, así como campamentos y armamento[38].
Figura 8. Autoría de los atentados en Magreb y Sahel en el año 2019. Anuario Terrorista Yihadista 2019.

Figura 8. Autoría de los atentados en Magreb y Sahel en el año 2019. Fuente: Anuario Terrorista Yihadista 2019.

Grupo leal a Daesh (ISWAP):

  • 9 de febrero, Auno, Borno (Nigeria): numerosos atacantes irrumpieron en las instalaciones locales donde pernoctaban multitud de viajeros que, debido al adelantamiento del toque de queda impuesto por las autoridades, se vieron obligados a pasar la noche allí. Al menos 30 de ellos murieron en el ataque.
  • 23 de marzo, inmediaciones del Bosque de Alagarno, Camerún: un convoy militar que se dirigía al bosque de Alagarno a realizar una operación contra campamentos de ISWAP en Camerún fue atacado. Los terroristas usaron granadas y posteriormente asaltaron a los militares, muriendo 70 de ellos. Este ataque coincidió en fecha con el perpetrado por Bakura y sus hombres en el Lago Chad.

Pese a la superioridad operativa y territorial de ISWAP, este no queda exento de tensiones internas. A principios de marzo de 2020, trascendió públicamente el asesinato de tres importantes miembros del grupo, entre los que se encontraría su líder en Nigeria desde marzo de 2019, el emir Abu Abdullah Umar al-Barnawi, más conocido como Ba Idrisa, por haberse negado a ejecutar a militares capturados. Desde entonces, se cree que el actual líder del grupo es Lawan Abubakar, conocido como Ba Lawan.

Figura 9. Número de atentados en Magreb y Sahel en el año 2019. Fuente: Anuario Terrorista Yihadista 2019.

Figura 9. Número de atentados en Magreb y Sahel en el año 2019. Fuente: Anuario Terrorista Yihadista 2019.

  1. CONCLUSIONES

De cara a tratar de dilucidar cual será el futuro de ISWAP y Boko Haram, hay que tomar en consideración tanto la situación actual en la zona, como a nivel global. Las “horas bajas” que vive Daesh en cuanto a lo que fue, obviamente, debilitan su imagen, y esto se refleja necesariamente en todas sus franquicias, ISWAP incluida. Los últimos movimientos en forma de luchas internas, hacen pensar en que el grupo nigeriano no atraviesa sus mejores momentos en cuanto a identidad, y es posible que antes o después, las diferencias ideológicas que en su día provocaron la escisión, deriven hacia un acercamiento con Boko Haram, aunque solo sea por interés mutuo en cuanto a objetivos a medio plazo. El surgimiento de otros movimientos y grupos en zonas aledañas no hace sino meter más presión a ISWAP y Boko Haram, por lo tanto, como se comentaba, una posible alianza, al menos en ciertos aspectos, no sería descabellada.

Tras la finalización de la Operación Cólera de Boma se ha registrado al menos un nuevo atentado contra las tropas chadianas en la zona del lago, por lo que es poco probable que los resultados conseguidos con Cólera de Boma perduren en el tiempo. El Ejército de Chad es el más poderoso de la región, pero su fuerza está al límite, al estar desplegado en todo el territorio nacional y además formar parte esencial de las tropas presentes en la zona de la triple frontera. Por ello, resulta muy complicado mantener la presión militar sobre el territorio ganado durante las últimas semanas, donde volverá a quedar espacio para que los grupos terroristas se recuperen y rearmen.

La porosidad de las fronteras –algo que no solo sucede en la cuenca del Lago Chad, sino que es un problema recurrente en toda la región del Sahel y en el resto del continente africano—, complica notablemente el control de los grupos terroristas que operan en la zona, que se desplazan con facilidad por los alrededores huyendo de las operaciones que los países lanzan contra ellos. Es por ello imprescindible que los esfuerzos gubernamentales y militares se realicen de forma coordinada entre estados, cercando así de manera efectiva a los terroristas.

No obstante, las tácticas militares no son suficientes. Como hemos visto a lo largo del documento, la corrupción y la incapacidad de dotar de seguridad u otros servicios básicos a grandes bolsas territoriales y de población, así como la desconexión de estas poblaciones con todo aquello que ocurre en las grandes ciudades y capital de Nigeria, no solo fueron algunas de las causas que motivaron el surgimiento de estos grupos, sino que suponen problemas sociales aún presentes, cuya resolución permitiría un acercamiento entre Estado y sociedad civil y generaría un cierto sentimiento de lealtad, muy necesario para prevenir la estrategia seguida por los grupos terroristas. Sin embargo, no parece que estas cuestiones vayan a ser corregidas, lo que complica cualquier tipo de programa efectivo en cuanto a desarrollo, educación, o alternativas para gran parte de la población que decide probar fortuna con estos grupos.

No se puede tampoco olvidar que, pese a su letalidad y capacidad, en ambos casos estamos hablando de grupos con un marcado carácter local y étnico, formado prácticamente en exclusiva por elementos operativos de la zona, sin haber sido capaces, como ha ocurrido en otras áreas y wilayat, de atraer elementos extranjeros a sus filas, más allá que alguno de forma testimonial, por lo que las futuras capacidades de ambos grupos dependerán en gran medida de cual sean las políticas contraterroristas adoptadas por los gobiernos implicados en toda la zona.

[1] Población chiita en Nigeria: http://www.ahlulbaytportal.com/en.php/page,3120A4728.html?PHPSESSID=22ad2fc8b539940f1dfaa8d7941669af

[2] Las distintas ramas y los cometidos de cada una de ellas pueden consultarse en el apartado “branches” de la página web oficial del Islamic Movement of Nigeria, IMN, en https://www.islamicmovement.org/

[3] Reseña biográfica de Muhammadu Buhari https://www.britannica.com/biography/Muhammadu-Buhari

[4] La conocida como masacre de Zaria fue una operación llevada a cabo por el ejército nigeriano contra el IMN el 12 de diciembre de 2015, en la que murieron 348 civiles, y en la que Ibrahim al-Zakzaky fue gravemente herido, y detenido junto a su mujer.

[5] El DSS (Department of State Services) publicó la orden de liberación de al-Zakzaky el 2 de diciembre de 2016, otorgándole además una indemnización por la detención https://www.pulse.ng/news/local/ibrahim-el-zakzaky-court-orders-dss-to-release-shiite-leader-pay-him-n50m/9rvy6tk

[6] El wahabismo es una forma árabe de salafismo, el movimiento dentro del islam dirigido a su purificación y el regreso al islam del profeta Mahoma y las tres generaciones sucesivas de seguidores.

[7] Un resumen del documento puede encontrarse en la tesis doctoral de Ben Amara, Ramzi. “The Izala Movement in Nigeria: Its Split, Relationship to Sufis and Perception of Sharīʿa Re-Implementation”, Bayreuth International Graduate School of African Studies, Universitat Bayreuth, junio de 2011, páginas 168-172

[8] Puede consultarse la obra Olaniyi, Rasheed. “Hisbah and Sharia Law Enforcement in Metropolitan Kano”, Africa Today vol. 57, n. 4, 2011, para comprender el papel y el significado social de los cuerpos de hisbah en Nigeria.

[9] Olusegun Obesanjo fue presidente del gobierno de Nigeria en el periodo comprendido entre 1999 y 2007

[10] Informe de Human Rights Watch sobre la implantación de la Shari´ah en el norte de Nigeria https://www.hrw.org/reports/2004/nigeria0904/nigeria0904.pdf

[11] Se incluye a continuación como ejemplo el documento redactado para la implantación y armonización de la Shari´ah como código penal en el estado de Kaduna http://www.sharia-in-africa.net/media/publications/sharia-implementation-in-northern-nigeria/vol_4_21_chapter_4_supp_kaduna_harmon_comtee.pdf

[12] Reseña biográfica sobre este importante personaje fulani de la historia nigeriana: https://biography.yourdictionary.com/uthman-don-fodio

[13] Sobre el califato de Sokoto, puede consultarse: https://www.globalsecurity.org/military/world/nigeria/sokoto.htm

[14] Coincidente en nombre con el grupo que surgió en los años 70 de la yihad islámica egipcia, en concreto de los Hermanos Musulmanes, Jama´at al-Tafkir wa-l-Hiyra.

[15] Tras la muerte de Abu Abdur-Rahman Muhammad Ali al-Barnawi, su predecesor, en 2004.

[16] Una de las principales figuras del movimiento salafista en el siglo XX. Reseña biográfica de al-Albani disponible en el siguiente enlace https://www.alalbani.info/alalbany_eng_001.php

[17] Autoproclamado líder de al-Qaeda en Irak. Breve perfil biográfico disponible en el siguiente enlace: https://www.cfr.org/backgrounder/profile-abu-musab-al-zarqawi

[18] Mientras Boko Haram será el movimiento presente en el Norte de Nigeria, en el sureste estará presente el conocido como Movimiento para la Emancipación del Delta del Níger (MEND), que, aunque totalmente contrario en cuanto a ideales y objetivos buscados comparándolo con Boko Haram, supondrá también un reto para el gobierno nigeriano, que acabará desbordado y será incapaz de proporcionar seguridad, aumentando aún más el número de radicalizados que integrarán estos grupos, u otros.

[19] Boko provendría de una incorrecta transliteración de la palabra inglesa book, libro, que representaría la educación de carácter occidental.

[20] Información detallada de la Operación Flush puede ser consultada en el libro de Omeni, Akali. «Insurgency and War in Nigeria. Regional fracture and the fight against Boko Haram”. Bloomsbury Publishing, 2019. Pág. 33-40.

[21] Transcripción disponible en Kassim, Abdulbassit & Nwankpa, Michael. “The Boko Haram Reader. From Nigerian Preachers to the Islamic State”, Oxford University Press, 2018. Pág. 179-198.

[22] Ibíd. pág. 199-201.

[23] Accesible en su momento en YouTube en el enlace https://youtube.com/watch?v=Jeowy05QfBw

[24] Credo, conjunto de creencias. Para profundizar en el contexto y significado del aqidah para los grupos salafí-yihadistas, puede consultarse Yagüe, Javier. “El conjunto de creencias de al-Qaeda y Daesh. Doctrina y método en organizaciones salafí-yihadistas”. Observatorio Internacional de Estudios sobre Terrorismo (OIET), marzo de 2020.

[25] Forma de gobierno no considerada permitida al derivar de leyes humanas y no de la Shari´ah.

[26] Improvised Explosive Device. Artefactos explosivos que pueden ser detonados a distancia o mediante activación mecánica o electrónica, y que son fabricados de manera pseudo artesanal.

[27] Objetivos de población civil o gubernamental, pero no asociados a las fuerzas de seguridad.

[28] Tactics, Techniques and Procedures. Conjunto de acciones llevadas a cabo por una organización o actor determinado.

[29] El primer atentado suicida llevado a cabo por una mujer se produjo en 2014.

[30] Datos del informe “Global Terrorism Index 2015”, página 14. Accesible en: http://economicsandpeace.org/wp-content/uploads/2015/11/Global-Terrorism-Index-2015.pdf

[31] Provincia de África Occidental.

[32] Era de ignorancia previa a la aparición del islam. Fue un concepto bastante potenciado por Sayyid Qutb y otros eruditos salafíes.

[33] Una de las publicaciones más importantes de Daesh en aquella época. En concreto, el mensaje de al-Adnani aceptando la bay´ah de Shekau aparece en el número 8 de esta publicación online.

[34] Al-Barnawi, hijo de Muhammad Yusuf, había sido el portavoz oficial del grupo durante la época en la que este estuvo bajo el mando de Shekau, desde la muerte de su padre.

[35] Institute for Security Studies, “Economics of terrorism in Lake Chad Basin”, 10 julio 2019 https://issafrica.org/iss-today/economics-of-terrorism-in-lake-chad-basin

[36] Anuario del terrorismo yihadista 2019, Observatorio Internacional de Estudios sobre Terrorismo, OIET https://observatorioterrorismo.com/wp-content/uploads/2020/02/anuarioterrorismoyihadista2019.pdf

[37] Institute for Economics and Peace, “Is counter-terrorism history repeating itself in Lake Chad Basin?”, 15 abril 2020 https://issafrica.org/iss-today/is-counter-terrorism-history-repeating-itself-in-lake-chad-basin

[38] El gobierno de Idriss Deby afirmó haber neutralizado a 1.000 miembros de Boko Haram, aunque numerosos analistas han considerado esta cifra como parte de una estrategia para ensalzar la operación https://www.ecofinagency.com/public-management/1004-41239-chad-1-000-boko-haram-jihadists-killed-as-part-of-the-wrath-of-boma-operation